Celebra unas Navidades más sostenibles

Ideas para celebrar unas Navidades más sostenibles

Ideas para pasar unas Navidades más sostenibles

Quedan dos telediarios para las Navidades, unos días para reunirse, celebrar, regalarse y divertirse. Si bien es una de las épocas más memorables del año… no es la más respetuosa con el medioambiente: son jornadas de excesos donde comemos más, bebemos más y claro está, gastamos más, tanto en sentido económico como energético.

El viernes negro inauguró esta temporada de consumo en masa de finales de año, justo coincidiendo con nuestro reto de noviembre, no comprar nada durante 30 días. Y aunque sabemos que cada vez hay más personas atentas y conscientes de todo lo que esto conlleva, hay que seguir fomentando las celebraciones responsables y moderadas.

Pregúntate qué es realmente importante en Navidad: ¿los regalos, el exceso de comida, las decoraciones y la ropa a estrenar? ¿O es pasar tiempo con todos aquellos seres queridos, reflexionar sobre el año que justo se acaba o estar agradecido/a por todo eso que tienes?

Como parte del último de los retos que nos hemos propuesto para este 2021, te recopilamos ideas para celebrar estos días de una forma más lógica, gastando menos dinero, produciendo menos residuos y creando conciencia sobre los problemas relacionados con el cambio climático y la sostenibilidad.

La Navidad no tiene por qué ser una carga para el planeta. Con un poco de esfuerzo e imaginación, podemos reducir el impacto ambiental de estas festividades sin escatimar un ápice en la magia navideña que tanto nos seduce.

Decoración navideña

Árbol de Navidad, ¿sí o no?

Hoy en día disponemos de un elenco muy interesante de opciones a la hora de seguir con la tradición de un árbol dentro (o fuera de casa). Si compras un de plástico, asegúrate de que lo vas a utilizar durante muchos muchos muchos años. Si te decantas por comprar uno real, asegúrate de que provenga de un origen responsable FSC y que luego puedas volver a replantarlo o darle un uso más allá del decorativo.

Otra idea a contemplar es alquilarlo o incluso, si no eres mucho de árboles en casa, ¿por qué no apadrinar uno? Nadie dijo que no podía ser un olivo o un roble español. O quizás, ¿por qué no donar una pequeña cantidad para que alguien lo plante por ti en una zona que necesite ser reforestada?

Y si nada de esto te convence, aprovecha las plantas que tienes en casa para darles un toque festivo con luces y ornamentos que tengas a mano.

Crea tus propias decoraciones

A menos que tus adornos estén rotos o muy gastados, haz todo lo posible por reutilizarlos cada año. No tienen por qué estar colgando del árbol si no pueden utilizarse como adornos de mesa o en las manetas de las puertas.

Si necesitas sí o sí nuevas decoraciones, echa un vistazo en las tiendas de segunda mano. Quien sabe, quizás encuentres algún que otro tesoro antiguo con encanto.

Y si quieres hacer una actividad en familia, crea nuevos ornamentos con material que tengas por casa.

Luces de LED

No cabe duda que los LED son mucho mejores que las luces centelleantes tradicionales, ya que consumen hasta un 80% menos de energía. Utilízalos para engalanar tu árbol, plantas, puertas, ventanas o estanterías, y no te olvides de apagarlas por la noche; es más seguro y no le costará nada al planeta.

Si dispones de una zona en el exterior que te apetece decorar, opta por luces que funcionen con energía solar y utiliza a su vez un temporizador para encenderlas en una franja horaria completa.

Regalos sostenibles

Regalos hecho a mano

No es nada nuevo pero otra excelente manera de ayudar al medioambiente, y de ahorrar algo de dinero, es haciendo tus propios regalos. Hornea, cose, pinta, cocina… Regalar un pedazo de tiempo transformado en algo con sello personal, no tiene precio. Y además, puedes hacer partícipe a toda la familia.

Envoltorios sin papel

No todos los regalos han de venir liados en papel exclusivo para este fin. Por ejemplo, reutiliza papel de periódico que luego puedes decorar y personalizar, aplica el método Furoshiki con telas, o por qué no, da un uso especial a nuestras BOLSETAS para envolver y presentar originalmente estos regalos.

Tarjetas navideñas especiales

¿Sabías que muchas de las tarjetas navideñas que se dan acaban en la basura?

Demos la vuelta al asunto y en lugar de tarjetas en papel, felicitemos la Navidad con tarjetas plantables donde el destinatario podrá sembrarlas en un macetero cuando llegue la primavera. Y si no quieres líos de sellos o no puedes enviarlas por correos, envía tus deseos directamente con tarjetas digitales vía online.

Moda sostenible

Regalar algo de ropa o complementos para Navidad es una opción muy popular. Pero siempre hay un pero: la industria de la moda representa aproximadamente el 10% de las emisiones globales de carbono y casi el 20% de las aguas residuales. Sin embargo, hay muchas marcas de ámbito nacional que se centran en la sostenibilidad y en el medioambiente.

La ropa fabricada con materiales reciclados o que han salido de una cadena de economía circular, suelen ser un buen punto de partida, al igual que las confeccionadas con tejidos sostenibles. Eso sí, atención a las etiquetas y cuánto de sostenibles son ciertas marcas antes de comprar una prenda.

Tampoco descartes la idea de encontrar hallazgos muy interesantes en los mercadillos vintage de segunda mano que siempre se celebran por estas fechas.

Regalar a los demás

Las acciones solidarias han de ser actos que se prologuen durante todo el año, incluidas las Navidades.

Realiza un voluntariado, contribuye en los bancos de alimentos, apadrina árboles o animales, dona todo aquello que no necesites… Amplía tu círculo altruista para regalar y compartir felicidad.

Obsequios solidarios y reutilizables

No podíamos no incluir nuestros productos BOLSETA, sostenibles, solidarios y fabricados en Barcelona: bolsas reutilizables para la compra, manoplas reutilizables provenientes de material reciclado o una bolsa de carga con mucho estilo. Esto y muchos más packs los encontrarás en nuestra tienda online.

Regalos sostenibles para Navidad

Consumo responsable

Comer moderadamente y sin tirar nada

Los grandes festines no tienen por qué suponer un desperdicio alimentario y de residuos. Por lo que es necesario ser realista acerca de lo que se necesita y planificar con anticipación todas las celebraciones en las que haya un gran número de invitados e invitadas donde la comida esté presente.

¿Qué te recomendamos?

  • Escoge productos de temporada, locales y de cercanía
  • Intenta que en tu menú haya menos carne y más plantas
  • Siempre que sea posible, evita los envases de plástico o los que estén envueltos en un exceso de éstos
  • Si acabas con un exceso de comida, no tires lo que queda: dásela a tus invitados, congélala para otro día o transforma las sobras para crear nuevas comidas

Viajar con cabeza

En mayo nos cuestionamos cuánto de sostenible era viajar en avión, y sabemos que muchas personas aprovechan para escaparse a vivir las tradiciones navideñas de otro país.

¿Por que no escaparte a una reserva nacional donde contemplar a los animales? ¿O visitar una ciudad vecina en tren?

Defendemos el uso del transporte público y un destino que al que se puede llegar en tren, bus o coche compartido… ¿para qué utilizar un avión en su lugar?

 


Los pequeños cambios siempre marcan la diferencia en la reducción de nuestra huella ambiental, especialmente durante estos días, cuando el potencial de desperdicio, consumo excesivo y compras masivas es notablemente alto.

Porque cada euro que gastamos es un voto por el mundo que queremos crear.

Y ahora es tu turno: coméntanos qué tradiciones has implementado recientemente para que tus Navidades sean más amable con el entorno en el que vivimos 🙂

Sin comentarios

Escribir un comentario